Waldo Albarracín, exrector de la Universidad Mayor de San Andrés (UMSA) y exdefensor del Pueblo, dio positivo a Covid-19, al igual que su esposa, Sonia, y su hijo, Franco. Permanece internado en la clínica del seguro universitario en La Paz.

“Quiero agradecer y valorar públicamente el apoyo de mi familia ante la desgracia de haber caído víctima del coronavirus. El amor y generosidad de mi esposa, Sonia y de mi hijo, Franco, quienes, arriesgando su salud y su vida, pese a estar también afectados con el virus, se dedicaron a mi persona, haciendo de médicos, enfermeros y ángeles de la guarda, antes de que tenga que ser internado en el hospital del SSU, donde me encuentro actualmente”, publicó en sus redes sociales.

El activista de los derechos humanos cobró protagonismo en las movilizaciones durante el conflicto electoral. Tras la renuncia de Evo Morales, sufrió la quema y saqueo de su casa, en las noches de terror que vivió la sede de Gobierno.

Tengo fe que este martirio pasará algún momento, para seguir contribuyendo a la defensa de la democracia y la construcción de una sociedad más fraterna”, agrega su mensaje, que desató muchas muestras de solidaridad.

Albarracín también forma parte del Consejo Nacional de la Democracia (Conade), que instó a que existiera unidad entre los líderes políticos contrarios al MAS y que expresa su preocupación por la situación del coronavirus en cercanías a los comicios generales.



Cortesia El Deber

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here