InicioMujerHablamos con una experta dermatóloga

Hablamos con una experta dermatóloga

Que levante la mano la que no haya tenido alguna vez un milium en el rostro, es decir, ese quistecito blanco que se forma en la piel y que,siendo francas, es la mar de molesto y antiestético. Estoy segura de que sois muchas las que los sufrís (incluida yo misma)  por lo que nunca está de más saber un poco más sobre ellos preguntando a una experta en el tema.

Así, hemos hablado con Dra Paloma Cornejo la cual nos ha comentado que, básicamente, estos milium son bolitas de grasa: «Este frecuente motivo de consulta consiste en pequeñas bolitas blanquecinas que aparecen en los párpados, mejillas y otras regiones del rostro. Se producen por acúmulo de queratina que en vez de descamar queda atrapada en una cápsula. No es acné, ni hay pus dentro. La causa es desconocida pero es más frecuente en pieles grasas, expuestas al sol y a veces aparecen también secundarias a procesos reparativos».

Igualmente, nos comenta que otra causa puede ser por genética, como es mi caso por ejemplo que, teniendo la piel seca, también me salen.  Pero en todo caso, no debemos confundirlos con acné y, por tanto, debemos evitar el manipularlos de la misma manera que hacemos con los granitos de pus.

La lucha contra el acné adulto es muy dura. Hablamos con una experta para vencerlo

Milium

En cuanto a la manera de evitarlos, nos dice la Dra. que, en realidad, siendo bolitas de grasa que se forman por diferentes razones, si están de salir, lo van a hacer de todas maneras. Aún así, sí que nos ha recomendado algún que otro cuidado que podría ayudar a evitarlos.

Cuando hay tendencia a padecerlos debemos evitar la cosmética oleosa si tenemos piel grasa, utilizar fotoprotector y aplicar por la noche ácido glicólico o ácido retinoico para favorecer la renovación cutánea. Los peelings superficiales también son una excelente opción para evitar esta acumulación de queratina.

En todo caso, como decimos, sobre todo los genéticos, nos van a seguir saliendo, pero si llevamos una buena rutina, tenemos más posibilidades de que no hagan acto de presencia.

Milium

Y luego nos quedaría saber cómo podemos quitarlo y, como siempre decimos, lo mejor es acudir a un profesional que podría ser desde un  estético a un dermatólogo que comenzarán con una buena asepsia de la piel utilizando alcohol o Clorhexidina y quitándolos, por ejemplo, con una agujita que cree esa especie de túnel de salida porque, al no tener poro, no podemos quitarlos de otra manera.

Concretamente en palabras de la Dra. Paloma Cornejo nos dice que «hay que escindir la cápsula o bien con un corte o con láser CO2 y extraer el contenido. No suele hacer falta anestesia o bien, en casos de lesiones múltiples y regiones sensibles, se aplica anestesia tópica».

Hay que tener en cuenta que hay casos muy leves como nos pasa a muchas en las que tenemos uno o dos muy de vez en cuando pero, sin embargo, hay casos mucho más agudos que necesitarán un tratamiento más concienzudo.

Cuatro rutinas de belleza con las que hacer frente al maskné y cuidar nuestra piel del efecto de las mascarillas

Milium

Como decimos, lo mejor es acudir a un profesional, pero si nos lo vamos a quitar en casa, el procedimiento es básicamente el mismo: esterilizar con alcohol una aguja fina, pinchar por encima del milium hasta su centro y apretar ligeramente para que salga. Todo este proceso, lo mejor es hacerlo con mucho cuidado para que la piel sufra lo menos posible y si nos salen en la zona del contorno de los ojos, directamente evitar hacerlo y dejárselo a los que saben.

En conclusión, las que tenemos que lidiar con ellos son algo que nos trae de cabeza, las cosas como son, sin embargo, como vemos, tampoco requiere demasiado esfuerzo retirarlos y siempre podremos tener algún que otro aliado para poder mantenerlos a raya lo mejor posible.

Fotos | Pixabay

Trendencias

Mas Noticias

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Advertisment -

Ultimas Noticias