Los ministros del Interior y Defensa Nacional informaron que serán «firmes» con la medida, tanto para extranjeros como uruguayos.

Este miércoles los ministros del Interior, Jorge Larrañaga, y de Defensa Nacional, Javier García, brindaron una conferencia de prensa en la que realizaron anuncios sobre el ingreso de personas al país.

El ministro García anunció que, gracias a un trabajo coordinado con Interior y Presidencia, se van «a ajustar controles en frontera». En primer lugar, se exigirá en toda la zona de frontera, y sea cual sea la forma de ingreso, el cumplimiento del decreto que se modificó hace algunos días y por otro, anunció que se está preparando un decreto para exigir «el hisopado previo de las 72 horas al ingreso al país», con resultado negativo, a toda persona (extranjera o uruguaya) que ingrese al país.

«Tenemos la voluntad de seguir teniendo el recorrido que tenemos en materia de combate al COVID y los resultados que entre todos venimos teniendo y tomar decisiones que nos permitan prever circunstancias», señaló García.

El jerarca añadió que serán «muy estrictos en el sentido del cuidado del ingreso al país independientemente de cualquier nacionalidad».

Por su parte, el ministro Larrañaga anunció que desde el Ministerio del Interior se procurará realizar «el máximo esfuerzo como una instrucción de servicio para cuidar el debido cumplimiento de este marco normativo que nos parece prioritario. El país sigue en una situación de emergencia y tiene que hacer los máximos esfuerzos para preservar los logros y nos parece que es un esfuerzo más».

Asimismo, aseguró que serán «firmes» en la exigencia del certificado de hisopado. «Vamos a ir hacia esas personas y vamos a pedirle el cumplimiento. En caso de no tenerlo, la idea es que no puedan seguir permaneciendo en el país. Esa es la realidad, si no somos firmes tenemos que correrla de atrás y es lo que no se quiere», explicó.

Consultado por si estas noticias retrasarán la apertura total de fronteras, el ministro de Defensa recordó que «el propio presidente había hablado sobre la esperanza de abrir las fronteras, antes del brote en treinta y tres, que con el trabajo que se hizo muestra que está en un proceso de mitigación con un numero de recuperados por día, pero como bien dijo Larrañaga, la actitud del gobierno es que hay que tener la guardia bien alta».

Cortesia de La Republica

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here