La Opinion-

Uno de los daños colaterales ante la pandemia global del coronavirus es la saturación de los sistemas de salud en los países donde se han reportado más casos y con ello, además de encontrar hospitales llenos de enfermos y sin capacidad para recibir a más personas infectadas, el suministro de insumos básicos para su atención, comienza a ser un problema creciente.

En un escenario en el que Estados Unidos se ha convertido en el país del mundo con mayor número de registros por COVID-19, todas las iniciativas que ayuden a fortalecer la cadena de abastecimiento a los hospitales y clínicas de salud, resultan valiosos.

Bajo ese contexto, la empresa Fanatic, encargada de elaborar uniformes deportivos para los equipos de béisbol de las Ligas Mayores, se ha dado a la labor de ayudar con la fabricación de vestimenta para el personal médico que todos los días enfrenta la crisis del coronavirus, absorbiendo los costos.

Esperamos que este esfuerzo pueda aportar un símbolo de unión en la comunidad para ayudarnos a superar esta difícil situación”, dijo el comisionado Rob Manfred en un comunicado. “Estoy orgulloso de que las Ligas Mayores se puedan asociar con Fanatics para contribuir a respaldar los valientes trabajadores de la salud y al personal de emergencia que están en la primera fila ayudando a los pacientes con COVID-19. Ellos realmente son los héroes”.

Te recomendamos:

El enfermero aficionado a los Mets que simboliza la crisis del béisbol en NY



Cortesia La Opinion