En enero el colombiano será libre y podrá ir al club que quiera sin significar ganancia para los merengues

James Rodríguez.

Foto:
Ángel Martínez / Getty Images

James Rodríguez, el mejor jugador colombiano de toda una generación, con un talento que deslumbró a todos en el Mundial 2014 y fichó inmediatamente por el Real Madrid, se ha convertido en un jugador irrelevante para Zinedine Zidane, pero, ahora sí, los días están contados para que abandone la institución merengue y reciba, por fin, una nueva oportunidad.

El contrato de James vence el 1 enero de 2021 y ese mismo día se puede ir completamente libre a cualquier equipo y eso sería un pésimo negocio para el club merengue, pues no le significaría ni un solo dólar en la caja.

Esto da pie a que los próximos meses, el Real Madrid esté obligado a vender al colombiano prácticamente a cualquier precio, haciendo honor al famoso dicho “de lo perdido, lo que aparezca”.

Ya en el invierno pasado el Madrid rechazó dos ofertas de alrededor de $50 millones del Napoli y el Atlético de Madrid, equipo al cual no se lo quisieron vender por su rivalidad. De no llegar ninguna oferta, James podría irse al equipo que quiera, incluyendo el club colchonero.



Cortesia de La Opinion

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here