Raúl Jiménez encadenó dos partidos sin anotar.

Foto:
MICHAEL STEELE / EFE

Luego del gran momento que Raúl Jiménez estaba viviendo tras el regreso del fútbol inglés, al anotar en tres partidos consecutivos, su brillo se apagó repentinamente, ya que su productividad goleadora se redujo a cero en los últimos 2 encuentros y esto podría tener consecuencias negativas, porque el delantero se encuentra peleando el título individual y su equipo un boleto a la Champions League.

Los Wolves enfrentaron el encuentro con actitud de quererse llevar los tres puntos en casa, arriesgando al ataque y con la dupla Jiménez-Traoré, una de las más productivas de la Premier League; sin embargo, todos sus intentos los frenó la férrea línea de 5 que presentaron los Gunners, quienes jugaron a la contra e hirieron de muerte a los Lobos al minuto 43 y al 86, por conducto de Bukayo Saka y Alexandre Lacazette, respectivamente.

La única jugada “clara” que tuvo el de Tepeji del Río llegó en la segunda mitad, cuando Adama ganó un balón por la banda, puso un centro al segundo palo y Jiménez apareció desde atrás para rematar ligeramente por encima de la meta.

Con este resultado adverso, Jiménez se quedó en 15 tantos en la lucha por la Bota de Oro del fútbol inglés, mientras que el líder en este rubro, Jamie Vardy se aleja cada vez más, ya que actualmente suma 21 goles, con los dos que clavó este sábado frente al Crystal Palace.

Por si fuera poco, hay otra mala noticia, ya que la pelea por el boleto a Champions League se les complicó, debido a que el Leicester City ahora les lleva 6 puntos, el Manchester United se les ha despegado por 3 puntos y el Chelsea por 2, aunque al término de la jornada podría ser por 5, ya que aún tienen su partido pendiente; el Arsenal está a sólo 3 unidades del Wolverhampton, el Sheffield United a 5, el Tottenham y el Burnley a 7, y el Everton a 8. Todos ellos se disputarán 2 boletos para la prestigiosa justa continental.



Cortesia de La Opinion

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here