OkDiario-

La vicepresidenta Carmen Calvo ha recibido esta mañana el alta hospitalaria después de que este martes ingresara en el privado y prestigioso Complejo Hospitalario Ruber de Madrid por problemas respiratorios y se confirmara el miércoles que había dado positivo en una segunda prueba en coronavirus.

El equipo médico que la está tratando por Covid-19 a la vicepresidenta considera que la evolución de su estado de salud es positiva y no necesita mantener la hospitalización.  Por prescripción facultativa, seguirá el tratamiento médico necesario en su domicilio, manteniendo el aislamiento.

La vicepresidenta participó en la manifestación del 8M en Madrid junto a la esposa del presidente del Gobierno, Begoña Gómez, la ministra Carolina Darias y la madre de Pedro Sánchez, Magdalena Pérez-Castejón, las tres infectadas del virus y las tres portadoras de la pancarta que el PSOE llevó a la marcha en la que participaron más de 100.000 personas.

La Secretaría de Estado de Comunicación justificó en su condición de funcionaria de carrera el hecho de que Carmen Calvo esté siendo atendida en una prestigiosa clínica privada: «Se encuentra en la clínica Ruber, de Madrid, de acuerdo con los convenios de Muface, la mutualidad pública a la que pertenece.

Sin embargo, Esperanza Aguirre, funcionaria también de carrera, estuvo ingresada por coronavirus en el hospital público que le correspondía por residencia porque no es obligatorio para los funcionarios de Muface acudir a las clínicas privadas. Calvo pudo elegir como mutualista recibir la cobertura en el Sistema Madrileño de Salud, donde tiene la residencia desde 2014, pero prefirió la asistencia privada.

OKDIARIO publicó en exclusiva este domingo que la madre y el suegro del presidente del Gobierno están ingresados en el centro hospitalario de Puerta de Hierro, en Majadahonda, contagiados por el coronavirus. Pedro Sánchez, a pesar de tener a cuatro personas de su entorno contagiadas, sigue trabajando con normalidad sin respetar la cuarentena.



Cortesia OkDiario