InicioAmerica LatinaBustillo detalló todos los "temas pendientes" para cerrar acuerdo con Unión Europea...

Bustillo detalló todos los «temas pendientes» para cerrar acuerdo con Unión Europea – Noticias Uruguay

La imagen –o más bien, la voz entrecortada por el llanto– del canciller argentino Jorge Faurie en junio de 2019, fue todo un símbolo del momento. «Presidente: lo felicito. En su Presidencia se logró. Veinte años de negociación… tenemos acuerdo Unión Europea-Mercosur», sollozó Faurie por teléfono desde Bruselas a Mauricio Macri, que se congratuló junto a los mandatarios de la región de haber llevado a buen puerto las engorrosas tratativas para un tratado de libre comercio con Europa. 

Pero a más de dos años de esa instancia, y con varios cambios en los protagonistas, incluso el alcance de lo acordado es todavía objeto de polémica.

En Uruguay, el canciller Francisco Bustilo comenzó su gestión en 2020 con «cifradas esperanzas» de lograr para fines de ese año la firma que ratificara el acuerdo, pero a los pocos meses asumió una postura abiertamente pesimista respecto a las chances de éxito, y pasó a remarcar que ni siquiera se había alcanzado un acuerdo, sino un «acuerdo en principio» aún inconcluso, más allá de la revisión legal. 

Luego de un par de comparecencias ante el Parlamento en las que insistió en ese punto –y hasta argumentó que el alto perfil de los anuncios de 2019 respondían a que “venían las elecciones» en Argentina y «había que mostrar un logro en materia de política exterior”–, el diputado colorado Ope Pasquet realizó un pedido de informes a Cancillería para conocer el estado de situación de las negociaciones, y el detalle de lo que está en el debe. 

En la respuesta, a la que accedió El Observador, Bustillo ratifica que a la fecha «las negociaciones no han concluido» y plantea que «al no haber concluido el proceso negociador, resulta difícil prever la fecha de la firma del acuerdo”.

«A la fecha quedan temas comerciales pendientes de acuerdo, además de la revisión legal y formal de los textos y traducción de los mismos. Asimismo, el Mercosur y la Unión Europea convinieron la publicación simultánea de los textos acordados a la fecha. Los documentos han sido publicados de forma progresiva en la medida en que van siendo confirmados por ambas partes, pero cabe destacar que los mismos no están vigentes al día de hoy», señaló el canciller.

«La estructura final del acuerdo se alcanzará una vez que se concluyan las negociaciones en curso así como la revisión legal e institucional del mismo. Corresponde señalar que bajo el principio general de negociaciones comerciales del compromiso único (single undertaking), mientras no estén cerrados todos los aspectos sutantivos del acuerdo, no es posible afirmar que este haya sido concluido y, por ende, esté en condiciones de ser suscrito«, añadió.

Qué se acordó y qué falta

En una de sus preguntas, Pasquet pidió que se detallara «qué es lo acordado hasta la fecha y qué es lo que falta acordar». 

En la respuesta, Cancillería afirma que «luego de haberse alcanzado un acuerdo en principio en la mayoría de los temas en junio de 2019, en estos dos últimos años se ha seguido negociaciando a efectos de poder acordar temas sensibles pendientes en los que las partes aún mantienen diferencias».

Entre los temas pendientes se menciona por ejemplo el capítulo de propiedad intelectual, indicaciones geográficas y lista de usuarios previos. 

“Es el tema más controvertido y que requiere aún instancias técnicas para la elaboración del listado de usuarios previos de indicaciones geográficas.  Además de las listas, no está resuelta la situación de productos saborizados”, indicó Bustillo. Sobre ese punto, el canciller añadió que queda por resolver también “una solicitud del Mercosur sobre la posibilidad de rectificación” de esa lista, que en principio la Unión Europa aceptó”.

Además de las listas, no está resuelta la situación de productos saborizados», indicó Bustillo. Sobre ese punto, el canciller añadió que queda por resolver también «una solicitud del Mercosur sobre la posibilidad de rectificación» de esa lista de usuarios previos de rectificación por parte del Mercosur sobre la posibilidad de rectificar esa lista de usuarios, que en principio la Unión Europa aceptó».

Por otra parte, también se menciona como pendiente el “Right of Action”, en donde «la Unión Europea no acepta que el derecho de los particulares puede ser invocado ante los sistemas judiciales domésticos de las partes». 

Asimismo, la respuesta señala que desde junio de 2019 hasta la fecha se debieron continuar las negociaciones en torno a diversos asuntos, como el «capítulo de acceso a mercados y criterios de concesiones específicas (etanol, bienestar animal y lácteros), cerrado en el primer semestre de 2021».

Otro ejemplo de ello, según Cancillería, es el capítulo político y de cooperación, cerrado en el primer semestre de 2020.

De todos modos, Bustillo añadió que «a estos asuntos pendientes a junio de 2019 se sumó, el pasado año, a apertura de un proceso de análisis propuesto por la Unión Europea sobre la pertinencia de dividir (‘Splitting’) el Acuerdo de Asociación Estratégica en dos para su adopción: un acuerdo estrictamente comercial y otro acuerdo político y de cooperación». 

Según la respuesta, sin esa definición «no será posible concluir los trabajos técnicos necesarios para culminar la revisión legal, el documento final y proceder a la traducción del mismo a los idiomas oficiales de la UE y el Mercosur». «A su vez, esta falta de definición por parte de la UE impide junto a las negociaciones en curso consluir la revisión legal de los Capítulos Institucionales del Acuerdo, ya que son los que establecen la gobernanza de este, es decir su instrumentación», agrega el documento. 

«Otras importantes dificultades» marcadas por Bustillo pasan por las “sensibilidades” de la UE en materia ambiental. Al respecto, la el bloque anunció recientemente que está trabajando en un “side letter” o instrumento complementario a acuerdo sobre desarrollo sostenible y comercio, que reafirme y refuerce los compromisos en esa materia e indique una serie de acciones y compromisos adicionales para las partes. 

“De todos modos, se está frente a un aditivo que la Unión Europea aún no presentó para el análisis del Mercosur”, advirtió el ministro.  A su vez, el Mercosur entiende que deben cerrarse primero todos los aspectos técnicos pendientes para, luego, dar paso a la discusión sobre ese instrumento complementario. 

“Mientras existan temas en los que las partes no logren acordar, las negociaciones continúan pendientes, no pudiéndose avanzar e pasos posteriores”, advirtió el canciller. 

Como conclusión, y consultado respecto a si considera «probable» la firma del acuerdo, Bustillo planteó que «sigue habiendo varias etapas del proceso negociador pendientes» y que «a ello se suma que «múltiples miembros relevantes de la Unión Europea han manifestado serias resistencias para la firma del acuerdo”.

La semana pasada Bustillo dijo lamentar las «las dificultades que se observan» para culminar las negociaciones del acuerdo, luego de haber participado el lunes en una reunión una delegación de la UE. 



El Observador

Mas Noticias

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Advertisment -

Ultimas Noticias