En poder de la Policía quedó Carlos Manuel Higgins Arteta, al ser entregado por su padre y alcalde de Juan de Acosta, Atlántico, Carlos Higgins Villanueva, quien rechazó que su hijo haya protagonizado una violación a la cuarentena al ser parte de una parranda en el último puente festivo de junio.

En redes sociales, el mandatario municipal indicó que «mis familiares son los primeros llamados a respetar las medidas, no permitiré que por disfrutar de unos tragos ponga en riesgo la vida de los habitantes de nuestro pueblo».

Agregó que «como primera autoridad de policía del municipio conduje hasta la estación de Policía a mi hijo, mi sobrino y a un gran amigo, quienes fueron evidenciados irrespetando las normas decretadas».



Cortesia Caracol

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here